Las ultimas investigaciones del Instituto Scripps en California


Contenido


Un pionero en la investigación de la enfermedad de Gaucher asi como de otras enfermedades genéticas, el Dr Ernest Beutler es el jefe del Departamento de Medicina Molecular y Experimental, situado en el ultra-moderno Instituto de Investigación Scripps en La Jolla, California. El Dr Beutler esta a cargo de un equipo de científicos, los cuales tienen acceso a la última tecnologia y recusos para poder avanzar en su trabajo sobre la enfermedad de Gaucher, en ambos, su laboratorio y el centro de Investigación Clínica General hay un gran cuidado de los pacientes y de sus historiales, lo cual hace que el progreso de los pacientes este completamente supervisado. Susan Lewis informa sobre su trabajo actual:

Un abogado fuerte de una terapia de dosis pequeña, Dr Beutler ha estudiado 119 pacientes con la enfermedad de Gaucher en los últimos 13 años. Su primer paciente con la enfermedad de Gaucher que recibió Ceredase fue una mujer muy enferma que tenia alrededor de 30 años.

" Estaba morada alrededor de la boca y tenia que tener el oxígeno puesto," describe el Dr Beutler. " Le habian extirpado el bazo previamente y tenia el higado muy grande. Ella pesaba 40 kilos (un poco por encima de las 84 libras).

Terapia de dosis baja

" Sus padres no podian pagar un tratamiento con dosis alta, dijeron que tendrian que vender su casa para poder pagarlo. Nosotros pagamos por la enzyma con los fondos de la investigación con lo cual era necesario tratarla al costo más bajo posible. Seis años después ella esta bien, y se ha casado recientemente. Actualmente esta trabajando en la terapia del gen en otro hospital en América."

En un article publicado en 1995 describian el curso clínico de 32 pacientes tratados y 13 no tratados, Dr Beutler escribió: " El tratamiento con aglucerase (Ceredase) resultó en la normalización gradual de los niveles de la sangre, disminución en el tamaño del higado y el bazo y disminución paralela en el serum angiotensin transformando los niveles de la enzima y el chitotriosidase (señales utilizadas para determinar la enfermedad de Gaucher).

" Los síntomas en el esqueleto disminuyeron en todos los pacientes y las lesiones (anormalidades) mejoraron un poco en los pacientes tratados por dos años o más.

No perceptible al cambio de la dosis

" La respuesta de los pacientes con una terapia de dosis baja/ más frecuente (2.3 u/kg 3 x semanal; 30 u/kg/mes) fue imperceptible por la respuesta observada y previamente reportada por otros con dosis mucho más grandes. Cambiando la dosificación de 30u/kg/mes a 120/kg/mes no motivó ningún cambio.

" En el caso de nueve de los pacientes, la dosis de alglucerase (Ceredase) fue o aumentada de 30u a 120 u/kg/mes (seis pacientes) o reducida de 120u a 30u/kg/mes (3 pacientes). No hubo un cambio identificable tanto a los que le subieron como a los que le bajaron la dosis."

Frecuencia

El Dr Beutler describió en el artículo el efecto de la frecuencia de la dosis en respuesta a la terapia.

" Con dosis altas de alglucerase (Ceredase 120u/kg/mes) los resultados en los tres pacientes que tratamos tres veces por semana, no fueron apreciablemente diferentes de los que recibieron la dosis dos veces al mes. Estudiamos tres pacientes los cuales sus médicos les habian administrado una terapia de dosis baja (30u/mes) dos veces al mes. Estos pacientes respondieron a la terapia pero su respuesta fue más suave que la de la mayoria, pero no todos, los pacientes tratados más frecuentemente."

Comparando un informe de pacientes tratados cada dos semanas con una dosis baja (20u/kg/mes), el escribió: " Sus resultados fueron claramente inferiores a los obtenidos con la terapia fraccionada, hasta cuando la dosis es solo de 15 u/kg/mes. Estas consideraciones nos llevan a sugerir que el fraccionamiento es importante cuando se suministran dosis pequeñas, pero es considerablemente menos importante cuando las dosis son tan grandes como 60 o 120 u/kg/mes."

El Dr Beutler apuntó que los datos concernientes a la magnitud de la fraccionación son, sin embargo, contradictorios. " En un pequeño estudio el Dr Zimran en Israel encontró poca reducción en la eficacia del resultado cuando se les daban dosis pequeñas cada dos semanas."

De acuerdo con esto el Dr Beutler declara, " Estamos intentando alcanzar un compromiso entre la conveniencia de una administración menos frecuente y la gran eficacia de una mayor administración. En estos momentos, estamos empezando con pacientes a dosis bajas semanales (30u/kg/mes). Aun cuando estas dosis menos frecuentes resultan en una respuesta más lenta, la gran conveniencia contrarestara este inconveniente."

Coste lo más bajo posible

El Dr Beutler cree fervientemente que el coste de la medicina para el paciente (o para el seguro o las autoridades que estan pagando por el) debe de ser lo más bajo posible. Además mientras no produzcan suficientes cantidades de este medicamento, pequeñas dosis permitiran a los pacientes más necesitados tener acceso a ello.

Complicaciones los Pulmones

El Dr Beutler esta actualmente estudiando la enfermedad pulmonar en ocho pacientes con la enfermedad de Gaucher. El dice que el 5% de los pacientes de Gaucher padecen de enfermedad pulmonar, lo cual se manifiesta más comunmente como una elevación de la tensión de la sangre en el pulmón (hipertensión pulmonar) o shunting (goteo de sangre en los pulmones que los previene de recibir el oxígeno apropiado). Estos dos tipos de desorden pueden producir dificultad en la respiración.

El Dr Beutler, trabajando con un equipo de especialistas pulmonares, ha descubierto que la terapia de la enzima mejora el shunting pero no ayuda a la hipertensión pulmonar en los enfermos de Gaucher. " De hecho, a medida que la hemorragia en el pulmón es corregida, la tensión pulmonar puede subir", dice el.

Terapia de la Genética

" En estos momentos estamos trabajando en diferentes accesos a la terapia de la genética", dice el Dr Beutler. " Mi grupo de investigación reportó, hace más de diez años, una corrección en los análisis de deficiencia de la enzima en las células de Gaucher utilizando un retrovirus, pero los impedimentos hacia una corrección virica en los pacientes es inesperable. De acuerdo con ello, la tecnologia del transplante de genes que esta siendo explorada en mi laboratorio, esta introduciendo el gen utilizando métodos no virales. El DNA (gen) esta unido a pequeñas partículas de grasa (liposomas) que son inyectadas.

" Estos estudios han sido bastante alentadores en ratones, pero debo advertir que la aplicación de esta tecnologia en los humanos esta muy lejana.

" Estoy preocupado poque algunos pacientes de la enfermedad de Gaucher han sido guiados a creesr que la terapia de la genética esta a la vuelta de la esquina. En realidad, me parece a mi que no esta más cercana de lo que estaba hace diez años, cuando my equipo ejacutó las pruebas con los retroviruses."

Mutaciones Genéticas

El Dr Beutler ha calculado que la mutación más común de la genética que causa la enfermedad de Gaucher, 1226G también conocida como N370S 2, puede haber originado solamente de 400 a 800 años atras. El también dice que la mutación más severa 84GG es muy probable que exista desde hace unos 2,000 años.


The Clinical Course of Treated and Untreated Gaucher Disease. A Study of 45 Patients, E Beutler et al, Blood Cells Molecules and Diseases, Volume 21, Issue 10, May 30 1995. Download Dr Beutler's original article.

Contenido

Origen: Gauchers News February 1997

Traducido por: Victoria Villar Casares

© Copyright Gauchers Association 1997